Enciclopedia de la Literatura en México

Pedro de Hortigosa

Nació en la villa de Ocaña, Toledo, en 1547.Todos los datos biográficos provienen de José Mariano Beristáin de Sousa, Biblioteca hispanoamericana septentrional, ed. cit., t. w, p. 108. En 1564 recibió las órdenes como jesuita en Castilla. Enseñó teología en el Colegio de Plascencia, de donde pasó a la Universidad de Alcalá. Se embarcó para Nueva España y el 27 de mayo de 1582 recibió la borla de doctor de la Real y Pontificia Universidad de México. Gozó fama de gran teólogo y letrado; fue maestro nada menos que del arzobispo Pedro Moya de Contreras; y se dice que aprendió gramática y prosodia latinas con toda perfección en sólo nueve meses, y que también fue perito en lengua griega. Según Beristáin, “fue igual a su doctrina y erudición su virtud; y se asegura que el cielo le concedió ver en figura de palomas blancas las almas de siete jesuitas, sus discípulos, muertos por la fe a manos de los indios tepehuanes”.Loc. cit. Murió en México el 11 de mayo de 1626.

Escribió básicamente tratados teológicos, y el resto permanece manuscrito: De natura theologiae: de Dei essentia et perfectionibus: de eiusdem scientia, providentia et praedestinatione, De Mysterio SS. Trinitatis: de processione creaturarum a Deo; de Angelis, De Sacramento Poenitentiae. Beristáin no registra ningún texto poético. En Vida y heroicas virtudes del doctor don Pedro Moya de Contreras de Cristóbal Gutiérrez de Luna (1619)Alguna vez editada por G. Estrada, F. Gómez Orozco y G. Conway, en edición privada, México, 1928; reeditada en Cinco cartas del ilustrísimo y excelentísimo Señor Don Pedro Moya de Contreras, arzobispo-virrey y primer inquisidor de la Nueva España, precedida de la Historia de su vida según Cristóbal Gutiérrez de Luna y Francisco Sosa, Madrid, José Porrúa Turanzas, 1962. se encuentran, prácticamente inéditos, una ensalada, dos villancicos y un romance de Hortigosa, todos dedicados a san Miguel,Pp. 32-33, 29 y 31 de la ed. cit., respectivamente. Méndez Plancarte reproduce sólo un fragmento de la ensalada (Poetas novohispanos. Primer siglo, ed. cit., pp. 64-65). compuestos antes de 1586, para una fiesta de la catedral, a petición del arzobispo Moya de Contreras.“... y habiendo quedado asentado el orden, el P. Ortigosa se encargó de las letras y villancicos que había de cantar en la capilla” (Cristóbal Gutiérrez de Luna, op. cit., p.28).


1 Todos los datos biográficos provienen de José Mariano Beristáin de Sousa, Biblioteca hispanoamericana septentrional, (Biblioteca del Claustro: Serie Fascimilar), México, Universidad Nacional Autónoma de México, t. 2, p. 108.

Loc. cit.

3 Alguna vez editada por G. Estrada, F. Gómez Orozco y G. Conway, en edición privada, México, 1928; reeditada en Cinco cartas del ilustrísimo y excelentísimo Señor Don Pedro Moya de Contreras, arzobispo-virrey y primer inquisidor de la Nueva España, precedida de la Historia de su vida según Cristóbal Gutiérrez de Luna y Francisco Sosa, Madrid, José Porrúa Turanzas, 1962.

4 Pp. 32-33, 29 y 31 de la ed. cit., respectivamente. Méndez Plancarte reproduce sólo un fragmento de la ensalada (Poetas novohispanos. Primer siglo, (1942), México, Universidad Nacional Autónoma de México, 1964, pp. 64-65).

5 "... y habiendo quedado asentado el orden, el P. Ortigosa se encargó de las letras y villancicos que había de cantar en la capilla” (Cristóbal Gutiérrez de Luna, op. cit., p.28).


Alfonso Reyes
1946 / 04 sep 2017 15:30

Según la tradición y estilo de Eslava, se seguían cantando, en algunos actos eclesiásticos, chanzonetas y motetes, como los componía Corvera, o como la graciosa "Ensalada de San Miguel" del P. Pedro de Hortigosa.




MATERIAS RELACIONADAS
Cristóbal Cabrera Juan Bautista Corvera Pedro de Trejo Pedro de Ledesma José de Arrázola Juan Pérez Ramírez Juan de la Cueva Francisco de Terrazas Fernán González de Eslava Eugenio de Salazar Bernardo de Balbuena Florián Palomino Catalina González de Eslava Fray Fernando Bello (Vello) de Bustamante